Matías Draghi, de Monte Comán a jugar la Copa Libertadores en medio año

 

El arquero sanrafaelino Matías Nicolás Draghi, de 27 años, integra el plantel profesional de Estudiantes de Mérida de Venezuela que este jueves a partir de las 19 enfrentará al Nacional de Uruguay por la Copa Libertadores de América

Será su segundo partido en el máximo encuentro continental, ya que el jueves pasado, aunque en el banco de suplentes, estuvo en el primer encuentro en el que el equipo venezolano perdió con Racing de Avellaneda.

“Muy contento por esta oportunidad que se presenta, el fútbol tiene muchas vueltas, hace seis meses estaba jugando en Monte Comán, gracias a Dios me fue bien y eso fue lo que me permitió dar un saltito en mi carrera”, manifestó el futbolista en “No tan distinto”, el programa matutino de Vibra FM (100.3).

Matías consideró que “hoy el fútbol está muy parejo y cualquiera le puede ganar a cualquiera. Lamentablemente arrancamos (la Libertadores) con una derrota pero le dimos pelea y demostramos que aunque sea una equipo venezolano le puede hacer partido a cualquier rival, ya sea de Argentina, Uruguay o Brasil, que hoy por hoy están un escalón más arriba”.

Pero cree que “hoy va a ser un partido diferente donde se encuentran dos rivales que van a querer ganar, ellos arrancaron ganando con Alianza con un gol muy temprano pero nosotros vamos a buscar los tres puntos”.

Draghi experimenta una gran alegría por el momento que vive. “Aunque en el partido con Racing me tocó estar en el banco de suplentes, recibí muchos mensajes de apoyo desde San Rafael, de familiares, amigos y gente conocida. Es una sensación y satisfacción tan grande que se me pone la piel y creo que el logro máximo para cualquier jugador sudamericano es poder competir en la Copa Libertadores”.

Respecto a cómo es la vida en Venezuela, comentó que “no es fácil, hay que sobrellevar el día a día, hay cortes de luz y falta gasolina, pero dentro de todo está bastante bueno, es una ciudad muy hermosa la que me tocó ir, similar a San Rafael, tiene montañas y ríos, estamos en plena cordillera. Pero San Rafael se extraña siempre, se extrañan los amigos, la familia y el poder disfrutar un asado, que no como hace dos meses”, dijo entre risas.

Matías dio sus primeros pasos en el fútbol en la escuelita de Juan Carlos Villarroel, el querido “Don Villa” o “Tranco de León”, y a nivel local jugó en Huracán, Deportivo Argentino y Monte Comán. También estuvo por Godoy Cruz, Independiente Rivadavia, Pacífico de Alvear, San Telmo, Atlas, Puerto Nuevo, Fútbol Reus Deportiu y Gava (ambos de España) y Venados FC de México. Además en 2019 había sido fichado por Deportivo Mixco de Guatemala pero su pase se terminó frustrando. En Mérida tiene contrato por dos años con dos cláusulas de salida.